0 Flares 0 Flares ×

El alumnado de la UNED Sénior en Xàbia, acompañado de Patricia Miñana, su profesora del curso “Historia del Antiguo Egipto. La civilización dorada”, visitaron el 15 de febrero los hallazgos egipcios de la población alicantina de Vila Joiosa, para dar así por finalizado el curso y visitar in situ algunos de los objetos de esta civilización.

Para ello estuvieron en el Vila Museu, el museo de La Vila Joiosa, donde acompañados  de una guía del museo arqueológico,  pudieron contemplar algunos de los objetos del antiguo Egipto más importantes hallados  en la Península Ibérica, como  una cantimplora de fayenza datada entre los años 700-600 a. de C. La cantimplora tiene una forma de cuerpo de tendencia esférica, su cuello representa el tallo del papiro y está decorado con flores de loto. A los dos lados hay representados dos babuinos sedentes,  que son la representación del dios Thot, dios de la sabiduría y de los escribas. A esta cantimplora se le llama la «Cantimplora de Año Nuevo», porque hay unas inscripciones donde alude al dios Ptah, y se le pide que abra un Feliz Año para el propietario del objeto.

Otro objeto muy interesante que se pudo admirar,  pero esta vez fenicio y con simbología egipcia,  fue el «Collar de la Estela»,  también con la misma datación, del siglo VII-VI a. de C. Este collar fenicio de oro es  una de las piezas estrella del Vilamuseu. Está  decorado  con iconografía egipcia,  como por ejemplo el disco solar alado en representación del dios Ra, o como la decoración del «Uraei», dos cobras sagradas protegiendo a Ra, dios de la luz y del sol.

Aprovechando la visita a la Vila, y después de maravillarse de los objetos egipcios y fenicios, fueron a visitar el monumento turriforme funerario romano del siglo II d. de C. de » edícula cerrada», es decir que no tenía acceso al interior de la Vila Joiosa, denominado  «Torre de Sant Josep» o «Torre de Hércules». Es un monumento único en la península Ibérica, porque solo existen tres monumentos funerarios romanos, y éste es uno de ellos. Además, es el más grande, y formaba parte de un recinto funerario dedicado a «Lucio Terencio Mancino», atestiguado por el sillar hallado con una inscripción en su honor.

En cuanto se terminó la visita, aprovecharon para conocer la ciudad de la Vila Joiosa, sorprendidos de su belleza y de su potencial.

El alumnado de la UNED Sénior, de regreso a casa, comentó todo lo que estuvieron aprendiendo y disfrutando en esta visita.

 

Centro Asociado UNED Dénia

COMUNICACIÓN UNED, 5 de marzo de 2019.

0 Flares Google+ 0 LinkedIn 0 Twitter 0 Facebook 0 Email -- 0 Flares ×

Comentarios están cerrados.

0 Flares Google+ 0 LinkedIn 0 Twitter 0 Facebook 0 Email -- 0 Flares ×