0 Flares 0 Flares ×

Dentro de su programación de actividades de Extensión Universitaria y culturales, el Centro Madrid-Sur organizó el jueves 25 de enero la clase magistral “Conocer el arte: el escultor José Luis Caballero”, impartida por el propio artista. Fue presentada por el profesor tutor Daniel Ruiz Zurita, que en este artículo nos explica y resume los contenidos de la clase magistral.

José Luis Caballero pertenece a la generación de ribereños que nacidos en un Aranjuez todavía intacto (con aquella naturaleza exuberante junto al Tajo caudaloso) decidió su vocación artística siendo muy joven. En una ciudad espoleada por la presencia del gran pintor Julián Casado, que definió «como un maestro» la vocación de muchos de estos jóvenes, José Luis Caballero empieza su producción artística. Lo hace en la cerámica, un medio que según recuerda es una de las artes menos valoradas, sin nombres que apenas recordemos, aunque artistas ceramistas hubo y los hay muy importantes como Arcadio Blasco (nos recordó).

José Luis Caballero ha ofrecido una charla al Curso de Historia del Arte Español, el jueves 25 de enero. Se sentó frente a nosotros con una dosis de emotividad que se mantuvo todo el tiempo pues el artista y el ser humano parecen la misma persona. Habló de sus maestros con admiración y de la cerámica con devoción. Comenzó la charla explicándonos aspectos generales como los barros y la composición de la arcilla, del protagonismo principal del fuego (de cómo fue la primera de las artes del hombre, el arte de los utensilios pero que aparecía simbólicamente en los ajuares enterrados). Tras una explicación breve sobre las materias primas, los hornos y los procesos de trabajo, José Luis recorrió la obra de algunos maestros de la cerámica, algunos de los cuales conoció personalmente. Explicó con gran afecto algunas de las obras describiéndolas casi como si pudiéramos tocarlas pues nos explicó que la cerámica hay que tenerla entre las manos.

Después se detuvo en su obra propia que nos contó cómo comenzó en los talleres de la Universidad Popular de Aranjuez. Su primera pieza (una figuras a lo «De Chirico») ya era ejemplo de su modo de trabajar pues a menudo el artista a reinterpretado la obra de otros artistas: De Chirico, Velázquez, los Pop Art…Después de sus primeros tanteos, que indagaban en los diferentes barros y texturas geometrizadas, su segunda exposición se compuso de grandes piezas, algunas de ellas de hasta 100 kg de peso (confesó que su mujer le ayuda mucho en el taller a mover piezas de un lado a otro). En esta exposición vemos piezas que nos han impresionado, siempre síntesis abstractas de una realidad figurativa.

José Luis Caballero terminó hablándonos de su última exposición que está en estos momentos instalada en la Sala Juan de Villanueva del Centro Cultural Isabel de Farnesio de Aranjuez. En ella vemos sus homenajes (esta vez a arquitectos del siglo XX) de retratos de un cubismo expresivo en el que se experimenta con técnicas cerámicas que el autor no había probado aún. Y cómo una reversión hacia el pasado una serie de obras pequeñas (con iluminación incorporada como luz presente) inspiradas en los espacios constructivistas de las pinturas de Julián Casado, aquel pintor que tanto le influyó a él y a los miembros del CRAC (Colectivo ribereño de acción cultural).

En síntesis, no sólo aprendimos muchísimo sino que nos emocionamos al escuchar a José Luis Caballero pues su profesión de ceramista parece basada en el sentimiento.

Centro Asociado UNED Madrid Sur

COMUNICACIÓN UNED, 31 de enero de 2018

0 Flares Google+ 0 LinkedIn 0 Twitter 0 Facebook 0 Email -- 0 Flares ×

Comentarios están cerrados.

0 Flares Google+ 0 LinkedIn 0 Twitter 0 Facebook 0 Email -- 0 Flares ×